+ info

Arquitectos PEZ arquitectos SLP
Cliente Ayuntamiento de Torrelodones
Concurso 2013. 4º premio

PEATONALIZACIÓN DEL ENTORNO DE LA PLAZA DE LA CONSTITUCIÓN DE

TORRELODONES

¡¡TIERRA A LA VISTA!!

Torrelodones está íntimamente ligado con su paisaje, que se manifiesta en algunas calles y plazas con la presencia de rocas, de vegetación autóctona y del granito de sus fuentes y sus casas antiguas.

A lo largo del paso del tiempo el paisaje ha ido perdiendo presencia e importancia en las sucesivas transformaciones que ha sufrido el espacio urbano.

La tierra, la roca y la vegetación han perdido peso en favor del asfalto.

La visita a Torrelodones sorprende con la excepcional presencia de sus rocas y encinas en la zona norte del pueblo.  La potencia del paisaje irrumpe en el pueblo con gran naturalidad.

 La peatonalización de las calles más transitadas de Torrelodones por los vecinos posibilita esa vuelta al terreno natural, a la recuperación del territorio original configurado por tres elementos fundamentales: la tierra (el terreno natural), la roca (los bolos graníticos) y la vegetación autóctona (encina, alcornoque, coníferas, retama, jara, romero). Ante esta situación  y frente al reto de la peatonalización la propuesta aportará por integrar el paisaje en el pueblo y dotar de calidad y actividad al espacio público.

El objetivo de la propuesta es, borrar lo superfluo y, en los lugares donde lo permita la circulación de vehículos (emergencias, carga y descarga y residentes), volver a la tierra.

Se trata de perforar el pavimento donde sea posible y recuperar la tierra, las rocas y la vegetación.

La inclusión de un paisaje autóctono se hace en mayor o menor medida, con más o menos intensidad y superficie en función de la zona de actuación en la que nos encontremos.

Se propone actuar de forma unitaria posibilitando el contacto de los vecinos con lo natural ampliando la superficie permeable en aquellas zonas que disponen de más espacio.

Recuperar el contacto directo con la tierra, el suelo natural, poder hacer un pequeño agujero con la mano, un gua y jugar a las canicas.